El mundo se calienta entre corchetes

 

Una copia filtrada del documento sobre cambio climático que está siendo elaborado para la próxima cumbre del G8 muestra que se ha suavizado algunas partes clave del texto.

Energía eólica

La promesa de fondos para la transferencia de tecnología "verde" ha sido directamente borrada.

En una versión a la que tuvo acceso la BBC fue borrada, por ejemplo, la promesa de crear un fondo para transferir a los países pobres tecnología sobre fuentes de energía renovables que aparecía en la copia que circulaba en mayo.

Pero quizás lo más significativo es que el documento anterior reconocía explícitamente que las actividades humanas eran responsables del cambio climático.

En cambio, en la copia que obtuvo la BBC frases como "nuestro mundo se está calentando" figuran entre corchetes, lo que significa que al menos un país del G8 no está de acuerdo.

Tras la última filtración, el gobierno del Reino Unido señaló que el único documento válido será el que se acuerde en la cumbre de los países industrializados más Rusia, que tendrá lugar en Gleneagles, Escocia, en julio.

"Intensas negociaciones"

Un portavoz del ministerio británico de Ambiente, Alimentación y Asuntos Rurales explicó que el primer ministro Tony Blair ha elaborado una agenda ambiciosa para la presidencia del Reino Unido en el G8, centrada en África y el cambio climático.

"Estamos trabajando duramente para lograr el mejor resultado posible en Gleneagles, pero como estamos en intensas negociaciones no podemos adelantar cuál será el resultado", añadió.

Tony Blair se encuentra en la posición de tener que elegir entre firmar un documento muy débil o romper su compromiso personal con George W. Bush
Susan Watts, BBC

Los analistas creen que el gobierno de Estados Unidos ha ejercido una enorme presión para suavizar los contenidos del documento.

Y temen que, ante las diferencias internas, el G8 pueda retroceder en su compromiso por combatir el cambio climático.

La especialista de la BBC en temas científicos Susan Watts comentó: "Tony Blair se encuentra en la posición de tener que elegir entre firmar un documento muy débil o romper su compromiso personal con George W. Bush".

Grupos ambientalistas reaccionaron con furia ante la nueva filtración.

El director ejecutivo de Greenpeace, Stephen Tindale, calificó a Bush de una "amenaza internacional" y dijo que Blair debe "ejercer presión sin miramientos".

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s